Retabet Bilbao Basket 68 – 82 Herbalife Gran Canaria. Cuestión de fondo de armario.

El Bilbao Basket quedó prácticamente eliminado de la copa del Rey en un duelo directo con un Herbalife Gran Canaria que mostro tener mucho mayor plantilla que unos hombres de negro en plena crisis de resultados.

Ya desde el primer cuarto se intuía el desastre. El Bilbao Basket salió con una defensa presionánte y constantes dos contra uno sobre los jugadores exteriores que acaban casi todos con mate o bandeja sin oposición del primer jugador que cortaba por la zona. Sin ningún tipo de ayuda desde el lado débil ni intimidación alguna de Eric o Buva, el equipo Canario se limitó a agradecer las facilidades con una serie de bonitos mates.

Solo el lanzamiento exterior y el buen rendimiento de Hervelle permitían a los locales mantenerse en el partido mientras el técnico local, Carles Duran, empezaba su particular casting de bases. (Los cuatro bases de la plantilla jugaron antes del descanso).

Pudo romper el partido el equipo visitante merced a la no-defensa local (18-27) pero una tímida reacción ofensiva de los de siempre (Mumbru, Hervelle y Buva) permitieron camuflar una mala primera mitad y llegar al descanso con las ilusiones intactas. 44-46.

Pero lejos de dar con la tecla de la remontada, en el tercer cuarto las carencias locales se hicieron más visibles, ninguno de los cuatro bases dirigía ni anotaba, siendo Llorente el manos malo de la rotación a base de defensa y no perder balones, y los pívots atrás ni defendían ni intimidaban.

Todo lo contrario que el equipo canario, donde sus exteriores anotaban de lejos, sus pívots en la zona y donde su pareja de bases, McCaleeb y Oliver, no solo dirigían, si no que anotaban de forma regular puntos clave para el partido.

Desaparecido Bamforth, el Bilbao Basket no tenía argumentos para amenazar desde el exterior pero Buva y Eric tampoco eran suficiente para hacerse sitio entre la interminable batería de pívots visitantes.

Esta vez ni tan siquiera el infalible público local pudo obrar el milagro. A los hombres de negro les falto físico, pero también ambición y esfuerzo, ese que casi nunca falla, para meter al espectador en la ecuación y superar las adversidades.

No hubiera sido justo en esta ocasión. El Herbalife fue un equipo mucho más completo y se mereció la victoria desde el primer minuto. Incontestable 68-82 y prácticamente eliminados de la copa del Rey, donde sí que estarán los Canarios.

MVP para los dos bases visitantes, McCaleeb y Oliver. Dominaron el ritmo de partido a su antojo, repartieron juego y todavía tuvieron tiempo de hacer buenos números (12 y 5 puntos)

68 – RETAbet Bilbao Basket (22+22+8+16):
Tabu (4), Lapornik (7), Mumbrú (19), Hervelle (15) y Buva (11) -cinco inicial-; Borg (1), Llorente, Bamforth (2), Todorovic (2), Eric (4), Salgado (3), Vucetic.

82 – Herbalife Gran Canaria (27+19+15+21):
McCalebb (12), Paulí (7), O’Neale (11), Báez (4) y Pasecniks (8) -cinco inicial-; Oliver (5), Kuric (12), Rabaseda (4), Aguilar (7), Hendrix (5) y Hollins (7).

Retabet Bilbao Basket 77 – 85 Real Madrid Teka

El Bilbao Basket se quedó seco en el último cuarto tras remontar en el tercero.

Los hombres de negro se mantuvieron firmes en el partido como pocos equipos lo han hecho en lo que va de temporada, haciendo la goma e inquietando por momentos al intratable líder, pero en el último cuarto una mala racha de cinco minutos sin anotar dio al traste con todo el trabajo realizado.

Ya de salida se vio que no iba a ser tarea fácil contener al líder, que ante la más que notable baja de Llull, mostraba sus mejores argumentos en el juego interior, con Ayon dominando ambos aros y Maciulis llevando el peso anotador pero el Bilbao Basket arreglaba en defensa lo que no era capaz de ganar en ataque.

Mumbru no tuvo su mejor día y tampoco Bamforth apareció en los primeros cuartos. Duran pronto se encontró con el que fue el dilema del partido, ¿Eric o Buva? ¿Defensa o ataque? Con Buva el Bilbao Basket jugo sus mejores minutos pero el interminable juego interior madridista resultaba imparable en su conjunto.

A pesar de la sensación de superioridad visitante, se llegaba el descanso con un marcador de 38-48 que daba pie al optimismo relativo. Podía haber sido peor.

La pregunta de la semana. ¿Cuánto aguantará Luka Doncic antes de sucumbir a los cantos de sirena de la NBA? Personalmente creo que un par de años debería aguantar para ir con garantías pero no suelen esperar tanto últimamente las jóvenes promesas. Este fin de semana dejo un par de detalles de super clase pero no estuvo en los números de las anteriores jornadas ni fue desequilibrante.

Tras el descanso los hombres de negro encontraron por fin a su director de orquesta. Tabu no está teniendo un comienzo de temporada acorde a lo que se esperaba de el pero cuando coge una racha buena su equipo lo nota y de su mano y de la de Bamforth el Bilbao Basket se puso a 4 puntos incendiando el pabellón.

Solo los buenos minutos de Draper y los triples de Jeff Taylor evitaron que el Bilbao Basket se pusiera por delante. Con Rudy tocado tras un golpe fortuito y Doncic en unos números más discretos, sumados a la baja de Llull, no fue hasta que Randolph entro en el partido que el líder pudo sentenciar.

Todo el esfuerzo realizado pasó factura al equipo local en el último cuarto mientras que en el Madrid apareció Randolph que hasta entonces había pasado desapercibido y rompió el partido con su frenética actividad en ambos lados de la pista, tocando todos los balones, rebotes, tapones y todo tipo de lanzamientos a canasta.
El americano paso de 0 puntos y 2 rebotes al final del tercer cuarto a acabar con….

MVP para el americano-germano . En un equipo en el que todo el mundo suma, Raldolph fue quien rompió el partido en el último cuarto. Partidazo sin premio para Buva por los locales.

77 – RETAbet Bilbao Basket (13+25+24+15): Tabu (15), Todorovic (3), Mumbrú (9), Hervelle (5) y Eric (8) -cinco inicial-; Borg (2), Lapornik, Bamforth (10), Nikolic (2), Buva (23), Mendia y Salgado.

85 – Real Madrid (22+26+17+20): Doncic (12), Maciulis (7), Taylor (11), Reyes (3) y Ayón (14) -cinco inicial-, Draper (10), Rudy, Carroll (11), Hunter (4), Randolph (13) y Suárez.

Retabet Bilbao Basket 81 – 91 Iberostar Tenerife

Iberostar Tenerife se impone por superioridad numérica

Ambos equipos llegaban al primer encuentro de la jornada con idéntico y sorprendente balance de 4-1 y muy buenas sensaciones en todos sus encuentros.

El Bilbao Basket comenzó mejor el partido, merced a una clara superioridad del rebote, basada principalmente en la fuerza descomunal de Eric y el trabajo incansable de Hervelle y Mumbru. No bastaba Fran Vázquez para controlar el rebote y los hombres de negro disfrutaron de unas primeras ventajas pese a la ausencia de su base titular, Jonathan Tabú.

El Iberostar aguantaba el tirón casi en exclusiva gracias al talento de Davin White pero no encontraba más soluciones, ni en la pintura ni desde más allá de la línea de tres mientras que los locales, con Mumbru como referencia, encontraban soluciones a la mala tarde de Bamforth.

Sin embargo las rotaciones igualaron la contienda, todo el que salía desde el banquillo visitante aportaba su granito de arena mientras que la segunda unidad de los hombres de negro, especialmente los exteriores, no daban el nivel necesario. Solo Buva destaco entre los suplentes, prolongando el dominio en la pintura del Bilbao Basket.

El partido entro en un ritmo frenético, con muchos fallos e imprecisiones de los que se benefició el Iberostars para igualar el partido. Solo dos triples seguidos de Nikolic le permitió al Bilbao basket irse con un punto de ventaja al descanso, 44-43.

En la segunda mitad, los bases tinerfeños, San Miguel y Bassas subieron líneas en su presión a los bases locales, haciendo especial daño al inseguro Borg y consiguiendo algunas contras con las que dieron la vuelta al marcador.

Mientras que por los hombres de negro era Buva casi en exclusiva el que llevaba el peso anotador, los visitantes se repartían la tarea. Jugadores como Beiran, Hanley o San Miguel se relevaban para anotar desde diferentes posiciones y la entrada de Niang ayudo a contener la fuerza de Eric en el rebote.

La reflexión de la semana. ¿Qué tiene que hacer Beíran para ser un fijo en la selección? Alero tirador, fuerte en el rebote, disciplinado y que no requiere mucho balón para hacer daño. Mucha clase.

Contrariamente a la tradición local, los últimos minutos no sirvieron al Bilbao Basket para dar la vuelta al partido y un Tenerife muy sereno y tranquilo consiguió mantener atar la victoria sin mayores problemas.

Muy buenas sensaciones las que deja en Miribilla el Iberostar, un equipo muy bien armado, con muchos recursos, que sabe perfectamente a lo que juega y que se postula claramente para coger sitio en la copa.

MVP para Davin White (13 ptos, 11 asist.) Anotador incansable cuando el equipo se atascaba y mano derecho de Vidorreta distribuyendo el juego y haciendo importantes a todos sus compañeros.

81 – RETAbet Bilbao Basket (23+21+18+19): Borg (3), Bamforth (7), Mumbrú (20), Nikolic (8) y Eric (4) -cinco inicial-; Salgado (6), Lapornik (2), Todorovic (6), Hervelle (6) y Buva (19).

91 – Iberostar Tenerife (18+25+21+27): San Miguel (7), White (13), Hanley (14), Doornekamp (9), Fran Vázquez (16) -cinco inicial- Niang (4), Bassas (2), Abromaitis (-), English (5), Bogris (6) y Beirán (15).

Bilbao Basket 92 – Barcelona 79

El Barca llego tarde y se fue antes del final de un partido de tres asaltos muy diferentes.

Mañana de máxima audiencia con el pabellón a rebosar para recibir al Barcelona de Tomic, Doellman, Rice, Navarro o Claver y que sin embargo no asusto lo más mínimo, especialmente tras una desastroso primer cuarto.

Sorprendio Duran con Borg y Lapornik en el banquillo y o bien por eso, o bien por el partido de euroliga del Barcelona, los hombres de negro sorprendieron con un parcial de salida de 24-2, impulsados por un excelso Mumbru (11 puntos en el primer cuarto) y el trabajo incansable de Eric, que se hizo amo y señor de los tableros ante un flojo Tomic que se cargó pronto con dos faltas.

Solo Rice daba la réplica por los visitantes y para colmo Navarro se retiraba lesionado nada más saltar a la pista para no volver a aparecer en el partido mientras que por los locales todo el mundo aportaba su granito de arena.

El segundo asalto del partido coincidió curiosamente con los titulares locales en pista. Un parcial de 0-22 para el Barca que acaba de raíz con la euforia local y les metía en el partido pese a mostrar poco más que el talento anotador de Doellman y sobre todo de Rice.
Con todo y pese al desastre inicial, se llegaba al descanso con un marcador igualado de 38-34.

Tras la reanudación, dio comienzo un tercer asalto, mucho más igualado que los parciales anteriores, con Mumbru y Bamforth como artilleros locales y Rice luchando en solitario contra los elementos.

A cada triple de Mumbru respondía Rice con otro o consiguiendo tiros libres, algo que por momentos empezó a frustrar al público y que acabo de desorientar a un trio arbitral que no tuvo su mejor día y que acabo siendo en parte protagonista del choque.

Una segunda antideportiva a Dorsey lo mandaba al túnel de vestuario y poco después le seguía Claver tras falta y técnica por protestar. Con Tomic con cuatro faltas, el Barcelona se quedaba sin pívots y sin rebote, algo que acabo siendo clave en el partido.

Con los visitantes tocados y sin soluciones en el banquillo, Bamforth apareció para dar la puntilla y dejar el partido visto para sentencia.

La reflexión de la semana: ¿a cuánto paga el Barca cada punto de Claver? 1 puntos, 0 rebotes y -4 de valoración nos vuelve a plantear si realmente todo ese trabajo y esos intangibles que le mantienen en la élite son para tanto o hablamos del jugador más sobrevalorado de la liga.

A falta de tres minutos y con ventaja local clara, el Barca volvió a desaparecer como en el primer cuarto, dejando vía libre para un par de vistosas jugadas de cara a un público que disfruto como hacía tiempo.

Una victoria de mérito que deja a los hombres de negro con 4-0 (Mejor arranque de su historia) y líder provisional de la liga.

MVP compartido por Mumbru y Bamforth, imparables ambos desde el perímetro pero también mostrando una serenidad y un trabajo al alcance de muy pocos exteriores de la liga.

92 – Dominion Bilbao Basket (27+11+30+24): Borg (3), Lapornik, Mumbrú (25), Hervelle (5) y Eric (12) -cinco inicial-; Tabu (4), Salgado (3), Bamforth (25), Todorovic (5), Nikolic (3) y Buva (7).
79 – FC Barcelona Lassa (18+16+26+19): Rice (29), Oleson (9), Claver (1), Doellman (15) y Tomic (4) -cinco inicial-, Peno (2), Navarro, Eriksson (5), Perperoglou (3), Vezenkov (5) y Dorsey (6).

Entrenadores por el mundo – David Rodriguez en México

Puede que para los lectores más jóvenes el siguiente párrafo no tenga mayor trascendencia ni sentido, pero la mayoría recordamos un mundo previo al concepto de globalización.
Lo normal al oír hablar de globalización es pensar en ese conocido que todos tenemos trabajando en el extranjero y en ese vecino de otro país que lleva aquí medía vida, pero esto, aplicado al baloncesto, es algo no tan nuevo en cuando a extranjeros en la liga (El comunitario de toda la vida), pero si cuando de lo que hablamos es de compatriotas en otras ligas.
Rápidamente se nos viene a la cabeza la mitológica figura de Fernando Martín marchando a la NBA pero no ha sido hasta hace pocos años que nuestros jugadores han empezado a buscarse la vida en otras ligas menos potentes, desde caras tan conocidas como German Gabriel o Yebra a otros que saltan desde categorías LEB en busca de oportunidades y la última moda, entrenadores nacionales que amparados por el buen nombre del método FEB se marchan lejos a intentar labrarse una carrera de éxito.

Hoy tenemos la oportunidad de charlar con David Rodriguez (@DavidBasket), entrenador con experiencia en clubes tan conocidos como el COB Orense, el CB Canarias de Tenerife y que desde 2.015 es entrenador jefe en México, en el club Soles de Huajuapan, con los que el año pasado quedo subcampeón de liga.

FiebreBaloncesto. (FB) ¿Cómo llegas a tu actual puesto de entrenador en México? ¿Cómo surge está oportunidad?
David Rodriguez (DR): Mi primer contacto con México empieza con una llamada a través de un amigo para un clinic aquí en la ciudad de Oaxaca, algo que por sí solo ya resultaba atractivo. Durante esos 22 días de clinic conocí al presidente del club con el que hablamos de hacer un proyecto para el club a nivel social, cultural y deportivo. Llevó aquí desde Mayo de 2.105 y mi intención es la de seguir creciendo como entrenador y persona. Hay que seguir trabajando y creciendo cada día para que si llegan otras oportunidades las puedas aprovechar.

FB. ¿Ves más posibilidades allí que en España?
DR. Aquí la verdad hay más oportunidades de crecer. Tampoco es fácil porque este trabajo nunca lo es. Solo el trabajo diario dictamina tus posibilidades y te abre las puertas a otras ofertas de trabajo. De momento el club esta muy contento con mi rendimiento ya que hemos crecido a nivel social este año casi un 65% y eso se ve reflejado en el propio club. Aquí hay ligas atractivas, no solo la primera división, como la universitaria por ejemplo, pero repito, no es llegar y besar el santo.

FB. Para los que no estamos familiarizados con la liga mexicana. ¿Qué tal nivel hay? ¿A qué categoría equivaldría la primera división mexicana aquí en España?
DR. El nivel de la liga Mexicana es nivel LEB Oro con jugadores conocidos en España como Roman Martinez (Ex Andorra) o Paco Cruz que va a debutar este año con Fuenlabrada. Luego hay otras ligas, como en la que participamos los Soles que es equivalente a LEB plata o EBA. El juego aquí es más físico y se abusa mucho de la defensa en zona pero hay voluntad de mejorar, por ejemplo este año en la liga nuestra han hecho un cambio de reglamentación que me ha parecido muy interesante y es que no valen las defensas en zona sino que todo tiene que ser individual.

FB.¿Qué posibilidades de fichar tienes en Soles? ¿Cómo es allí el trabajo de scouting?
DR. El presidente confía en mi criterio y no interfiere mucho porque sabe que busco un tipo de jugador acorde con mi estilo. Aquí la liga estipula que tenemos que tener un máximo de 2 refuerzos bien sea americano o bien sea mexicano de otro estado (Nosotros estamos en el estado de Oaxaca). Nosotros por ejemplo hemos tenido este año un alero americano de 196cm con experiencia en la liga y un pívot de 210cm que descubrí en un torneo de verano, algo muy popular aquí. La verdad es que nos llegan muchos ofrecimientos a través de las redes sociales aunque la mayoría de los refuerzos se evalúan en torneos. Un Americano aquí puede cobrar con casa comida unos 600-700€ al mes pero es para ellos un trampolín a ligas mayores.

FB. ¿Se notan los recientes éxitos de la selección mexicana de la mano de Gustavo Ayon?
DR. Si que se notan los logros de los 12 Guerreros que ha dirigido Sergio Valdeomillos. Hay más afán de baloncesto y ya es el segundo deporte nacional pero sobre todo, es una vía de escape y una oportunidad para muchos niños y niñas que aquí tienen mil y un problemas. Yo mismo he conseguido que durante el parón de las vacaciones, muchos maestros se involucren en entrenamientos de los más pequeños y así alejarlos de la calles.

FB. ¿Alguna joven promesa a la que debamos seguir la pista?
DR. Hay varias promesas la verdad. Aquí al contrario de España hay una liga universitaria muy fuerte, de ahí se nutren muchos equipos de las ligas mayores. En México las universidades, al igual que en USA, becan a jugadores y jugadoras, lo que es una oportunidad increíble para crecer como jugadores y conseguir una buena educación. Jugadores como Josue Lara o Anthony Herrera de quienes seguro oiremos hablar en un futuro cercano.

FB. ¿Qué me dices de la cantera y el trabajo con los más jóvenes? ¿Existen como aquí clubes vinculados?
DR. Pues por ejemplo aquí no había ningún equipo de categorías inferiores, pero eso también lo estamos cambiando y en apenas 15 meses ya tenemos 3 equipos en categorías inferiores y acuerdos de vinculación con otros equipos de la región hasta un total de 80 jugadores.

FB. Para los que se lo estén pensando. Cuentanos por favor como es tu día a día en México.
DR. Intento madrugar todos los días para ir al gim y prepararme para lo que me espera porque a las 09:30 ya tenemos un primer entrenamiento en el que desgraciadamente no podemos contar con todos los jugadores, pues algunos estudian o trabajan. A partir de ese entrenamiento y hasta las 20h que es el entrenamiento con el equipo completo, hago el trabajo de oficina que incluye desde gestionar las redes sociales, buscar patrocinadores o reportar al presidente y en ocasiones también dirijo o superviso alguno de los entrenamientos de cantera.
Durante los días libres aprovecho para visitar a los equipos vinculados y los sábados o domingos es cuando se juega el partido de liga, así que se puede decir que aquí no paro nunca
Y por si acaso queda alguna duda, fuera de temporada es cuando suelo participar en clinic que me han llevado a lo largo de todo el país.

FB. ¿Alguna anécdota graciosa o recomendación turística que puedas compartir?
DR. Como anécdota está que en plena noche te despierten los militares para revisarte la mochila, o que la gente por la calle te mire y te pregunte si eres americano y que al descubrir que eres español te pregunten si estas allí para robar el oro como Cristobal Colon 😉
La verdad es que veo 3 Mexicos distintos, el del norte que es mas tipo USA por la proximidad, el del centro donde esta la capital DF y que tiene 12 millones de habitantes y donde conducir es una aventura y luego esta el sur que es turístico. Para este 2017 tengo ya cerrado un clinic en Cancun y otro en Acapulco así que en unos meses tendré muchas más recomendaciones que haceros.

FB. Muchas gracias David por compartir tu experiencia vital con nuestra publicación y te deseamos una buena temporada. Si te parece, seguimos en contacto para saber más de tus aventuras.
DR. Yo también quiero dar las gracias a la gente de Fiebrebaloncesto por esta entrevista y a todas las personas que me han ayudado directa o indirectamente a ser quien soy. Espero que nos veamos pronto por las canchas, aquí o allá.

Las inercias del año anterior.

Dominion Bilbao Basket 79 – 74 Movistar Estudiantes.

El renovado Bilbao Basket debutaba en casa ante un casi irreconocible Estudiantes, donde solo Brizuela y Jaime Fernandez estuvieron el año anterior. Tampoco el nuevo entrenado Carles Duran estaba el año pasado, año de descenso no consumado, que tampoco era el primero para los colegiales.

El primer cuarto sin embargo mostraba más igualdad de la esperada ante el abuso de ambas escuadras en tirar de tres puntos. Savané, eterno en la pintura y bastante mejor que Traore, le demostraba al también debutante Eric que a veces la sencillez es la mejor manera de llegar al objetivo. Exactamente lo mismo que hacía Hervelle en su canasta. Sin complicaciones.

El partido trascurría con ambiente de pretemporada, con una evidente falta de intensidad en ambas canastas y con los ataques superando con facilidad a las defensas (Solo 5 faltas al descanso) pero siempre con la sensación de que el partido no peligraba para los de casa pese a las cortas diferencias en el marcador. (42-37 al descanso)

Sin embargo en el tercer cuarto el Estudiantes dio un paso adelante, con varios contraataques incluso de palomero y Edwin Jackson, fichaje estrella colegial tomando el mando de las operaciones junto al también recién llegado Page. Este año parece que los colegiales han estado más finos fichando a los extranjeros aunque en el puesto de base el agujero es de los gordos.

No así en los hombres de negro, donde la tripleta Tabu, Salgado, Borg fue de lo mejor de los locales pese a no llegar a dominar el tempo del partido.

De la mano de Tabu y Bamforth, el Bilbao Basket hacía la goma pero con cada vez menos minutos para cerrar el encuentro y mientras tanto los colegiales recurrían a su banquillo y cantera con Jaime y Brizuela, hasta entonces inéditos.

La reflexión de la semana. ¿Qué acabará eligiendo Maldonado? ¿La falta de espíritu de los fichajes Wilson-Cook o la locura de los canteranos Jaime-Brizuela-Vicedo?

Por un momento los colegiales mostraron su mejor cara y solo los aciertos de Salgado y Mumbrú evitaron la sorpresa. En ese momento, en el cara o cruz de los últimos tres minutos, la inercia ganadora de los hombres de negro salió de relucir justo en el momento en que el Estudiantes sacaba la suya, la que el año pasado le llevo al descenso tras varios partidos perdidos por la mínima.

Fue un triple de Tabu, hasta entonces silencioso pero efectivo, quien dio la puntilla a un partido en el que nadie sobresalió por los locales pero donde muchos sumaron.

MVP para Tabu, máximo anotador de los hombres de negro con 17 puntos y autor de la canasta ganadora.

79 – Dominion Bilbao Basket (22+20+21+15): Borg (5), Bamforth (10), Mumbrú (14), Hervelle (10) y Eric (6) -cinco inicial-; Tabu (17), Salgado (4) Lapornik (2), Todorovic, Nikolic (3) y Buva (8).

74 – Movistar Estudiantes (25+12+23+14): Cook (3), Jackson (18), Jordi Grimau (7), Page (14) y Savané (11) -cinco inicial-; Wilson, Jaime Fernández (1), Brizuela (3), Vicedo (8), Suton (9) y Traore.

El segundo más cruel.

Amarga despedida de Raül López, el genio de Vic.

Cita para la historia en Bilbao. Los hombres de negro se jugaban volver a entrar en play off y uno de sus jugadores más queridos y carismáticos, Raül López, se despedía de las canchas.

No dependían de sí mismos pero los resultados necesarios para ello tampoco ni mucho menos imposibles, tan solo había que esperar a que el Barca no fallase y esperar la victoria del Murcia en Fuenlabrada.

Por su parte, Raül decía adiós a una larga y exitosa trayectoria, con numerosos títulos y éxitos personales y siempre detrás la gran pregunta. ¿Hasta dónde habría podido llegar si sus rodillas le hubieran respetado?

El recibimiento de Miribilla cuando salto al campo desde el banquillo fue poco menos que espectacular y sin embargo, no fue el mejor del día. Aun habría más y mejores emociones.

De la mano del genio de Vic y su gran compañero y Mumbru, el Bilbao Basket fue cogiendo las primeras ventajas en el marcador. Por los visitantes, Sastre dejaba detalles de gran calidad que demuestran que este jugador debería estar ya en el entorno de la selección absoluta. No hay aleros altos en España con su juego de tres y su capacidad física.

Tras el 36-33 del descanso, los hombres de negro pusieron la directa hacía los play off. Tanto Barcelona como Murcia cumplían y les ponían la alfombra roja a los bilbaínos para un año más jugar los play-off.

Reflexión de la semana, esta semana más bien una pregunta. ¿Por qué desapareció Mumbru de la selección? Desde Carlos Jiménez no hemos vuelto a tener un buen 3 y si no damos la alternativa a jugadores como Sastre, Corbacho, Dani Díez o Beiran, Mumbru sigue siendo la mejor alternativa en la liga como demuestra su inclusión en el mejor quinteto de la liga.

Con el partido de cara y 15 puntos de ventaja empezaron los festejos. Se cumplía el minuto 31 (Dorsal de Raül) cuando Miribilla desplego un precioso mosaico en su honor. Ovación de gala con el partido en juego de esas que ponen los pelos de punta y se recuerdan toda la vida.

Todo estaba saliendo perfecto, el final feliz a una trayectoria perfecta estaba servido y todo el mundo, público y jugadores disfrutaban de los últimos trucos geniales del mago de Vic.

Y de pronto todo se empezó a complicar. Como si de un capítulo de juego de tronos se tratase, la tragedia se empezó a mascar. El Cai empezaba a anotar triples imposibles y la ventaja se desvanecía en apenas 3 minutos.
Con el pánico instalado en la grada, Raül tomo por última vez el mando de las operaciones. Con mano firme dirigió el ataque local y repartió juego entre sus compañeros (9 asistencia en su último partido) y en sus manos estuvo la victoria.

Un tiro libre suyo puso el 71-70 que tras perdida de balón visitante pareció definitivo. Sin embargo, el drama estaba al caer. Nuevos tiros libres para los hombres de negro, 72-73 y solo dos segundos de juego, los últimos en la carrera de Raúl López, los suficientes para coger el balón y soltar un triple desde su propio campo que resulto ser la estocada más brutal.

El último balón que toco Raül fue para recoger de la red el balón que le dejaba fuera de los play-off. El final más amargo estaba servido y con guarnición de crueldad.

La grada se quedó muda ante el fatal desenlace pero reacciono tras un minuto de perplejidad para honrar y despedir al héroe del día.

Fue una emotiva despedida en la que se pudo visionar un genial video de las mejores jugadas de la carrera de Raül en todos sus equipos, Juventud, Madrid, Utah Jazz, Girona, Khimki y Bilbao Basket, mezclado con mensajes de grandes compañeros y amigos como los Gasol, Navarro, Felipe, German Gabriel, Garbajosa y por supuesto, sus inseparables amigos Mumbru, Bertans y Hervelle.

Despedida como un héroe el que puede ser uno de los mejores bases de la historia del baloncesto español, una nueva vida empieza para él. Con su constancia y humildad, seguro que le va muy bien.

Gracias genio, un placer y un honor haberte visto jugar.

72 – Dominion Bilbao Basket (18+18+18+18): Hannah (3), Bertans (7), Mumbrú (17), Hervelle (2) y Begic (7) -cinco inicial-, Raül López (5), Borg (9), Ruoff (7), Bogris (4), Marko Todorovic (11) y Alex Suárez.

73 – CAI Zaragoza (21+12+9+31): Bellas (7), Linhart (5), Sastre (23), Fotu (4) y Norel -cinco inicial- Sergi García (6), Henry, Swing (1), Peré Tomas (7), Jelovac (13) y Kravtsov (7).

La ley de mínimos.

Dominion Bilbao Basket 55 – Lassa Barcelona 77

Se notaba en el ambiente que era domingo a las seis de la tarde. Publico llegando tarde y ambos equipos con el modo siesta activado pese a la importancia del choque.

La victoria en Valencia del UCAM Murcia apretaba la clasificación para los play off mientras que el Barcelona, líder en solitario, se agarraba a la liga tras la decepción europea.

Pese a todo esto, poco juego en un primer cuarto en el que las defensas predominaron sobre los ataques a excepción de una primera racha de Perperoglu, que se bastó el solo para romper el primer cuarto.

Sito Alonso trataba de dar con la tecla en ataque ante los constantes errores en el tiro y en la circulación de balón. Tan solo Mumbru en el poste bajo y algunas acciones aisladas de Hannah conseguían crear peligro. El resto desaparecidos y directamente mal como Bogris, muy fallón en la tarde del domingo.

También el Barca jugaba con lo puesto (O lo mínimo), Satoransky desde la dirección, Tomic por dentro sin hacer mucho ruido y algo de Doellman bastaba para controlar el partido cómodamente.

El juego interior suplente del Barca, Lawal, Samuels y Vezenkov aportaron la increíble suma de cero puntos entre los tres. Eso sí que es un mínimo como mínimo fue el esfuerzo de Lawal, de paso por Bilbao.

Algo más se esforzó Ruoff por los locales, aprovechando que Bertans estaba tocado (No fue su tarde) y la baja de Dejan todorovic pero su aportación tampoco paso de la definición de peleón-motivado.

La pregunta de la semana. ¿Qué más tiene que hacer Marko Todorovic para recuperar la titularidad del año pasado? Cada minuto que pasa en pista suma para su equipo, cosa que no todos los interiores locales pueden decir.

El último cuarto, lejos de ser el de la habitual remontada local, fue la puntilla para unos hombres de negro que llegaron derrotados al sprint final que no pudieron hacer nada para evitar una comoda victoria visitante.

MVP para Ante Tomic, que con el mínimo esfuerzo, especialmente atrás, se hizo amo y señor de las zonas para acabar con 31 de valoración.

55 – Dominion Bilbao Basket (12+15+16+12): Raül López, Ruoff (10), Mumbrú (8), Hervelle (3) y Bogris (2) -cinco inicial-, Hannah (19), Bertans (5), Marko Todorovic (6), Begic (2), Borg, Slezas y Suárez.

77 – FC Barcelona Lassa (19+13+16+29): Satoransky (10), Navarro (6), Perperoglou (7), Doellman (8) y Tomic (16) -cinco inicial-, Arroyo (7), Ribas (5), Oleson (3), Abrines (15), Vezenkov, Samuels y Lawal.

Decepcionante revelación.

Los hombres de negro se reivindican de cara a entrar en play-off ante un Fuenlabrada que mostró su versión más mediocre.

Se esperaba mucho más del equipo revelación de lo que va de temporada pero no llego el Fuenlabrada a mostrar las razones que le han llevado a ocupar la sexta plaza por delante de equipos punteros como Unicaja o el propio Bilbao Basket.

El equipo madrileño se perdió ante la defensa local con un ataque espeso, malos pases y un nulo juego interior. La acumulación de faltas de una de sus estrellas, el belga Tabu, supuso una losa demasiado pesada para un equipo basado casi en exclusiva en sus tres exteriores. (Popovic, Paunic y el propio Tabu)

Los hombres de negro, dirigidos con mano firme por Raül López, quien desde que anunció su retirada parece vivir y disfrutar de su última juventud, mostraron un juego interior-exterior mucho más equilibrado. El mal partido de jugadores clave como Hannah o Bertans no supuso un problema a los locales, cuyos pivots superaron ampliamente al de los visitens.

Con la presión añadida por la incorporación del ídolo local, Marko Todorovic, fueron Bodris y Hervelle los que lideraron al equipo a una victoria que en ningún momento corrió peligro. Todorovic volvió a debutar mostrando su talento en apenas unos minutos y su influjo hizo que hasta el otro Todorovic, Dejan, jugase sus mejores minutos de la temporada.

Reflexión de la semana. Con la llegada de Marko Todorovic, ¿Quién será el principal sacrificado? Nuestra apuesta personal es Alex Suarez, cuyo año es muy decepcionante.

En los visitantes, solo la aparición de Popovic, duda hasta el último minuto, permitió al Fuenlabrada lavar su imagen y darle un poco de vida a un partido que para el último cuarto ya estaba prácticamente decidido.

Victoria y average clave para el Bilbao Basket, donde muchos jugadores de rotación como Begic, Bogris o Dejan Todorovic aprovecharon para reivindicar su sitio.

Sorprendente MVP para Bogris, que con su lucha y sin hacer mucho ruido, rompió el partido e impuso su ley en la pintura.

86 – Dominion Bilbao Basket (21+22+17+26): Hannah (14), Dejan Todorovic (8), Mumbrú (7), Hervelle (13) y Begic (10) -cinco inicial- Raúl López (11), Bertans (2), Ruoff (3), Bogris (16), Alex Suárez y Marko Todorovic (2).

71 – Montakit Fuenlabrada (15+15+18+23)
: Tabu (14), Llorca, Paunic (11), Wear (2) y Sobin (2) -cinco inicial- Uriz (5), Popovic (8), Urtasun (11), Scott (4), Smits (2), González (8) y Stevic (4).

10 Minutos tarde.

El UCAM Murcia no llego hasta el segundo cuarto y para entonces ya fue tarde.

Se esperaba que el Ucam Murcia acusase la baja de Augusto Lima, su, hasta ahora y desde hacer años, jugador franquicia, pero con lo que no contaba Fotis Katsikaris, era con las ausencias de jugadores como Antelo, Kelati, Cabezas o Lishchuk, de los que poco se supo en el Bilbao Arena.

Un pabellón que recibió al técnico rival con una gran ovación y el respeto por el buen trabajo realizado en Bilbao.

Salió el Murcia… (¿Salió de verdad?) al campo con un quinteto defensivo, con Kelati y Rojas persiguiendo a Bertans y Mumbru con el claro objetivo de anular los principales argumentos ofensivos de los hombres de negro.

Nada más lejos. El Bilbao Basket circulaba el balón con la comodidad de un cinco contra cero, de esos en los que el balón siempre llega al jugador indicado para que lance libre y marca y anote. Y claro, para cuando Fotis quiso pedir un tiempo muerto, el marcador ya era de 14-3.

Pese a las ya habituales dificultades locales en la pintura tras la lesión de Begic, los pimenteros no conseguían meter el balón en la zona, donde Faverani era su mejor opción porque su base Campazzo no tuvo tampoco su mejor partido.

No fue hasta la aparición de Woods, que el Ucam empezó a anotar con cierta soltura. Entre el y Faverani aguantaron el tirón y evitaron que la diferencia fuese a más, pero no fue suficiente para inquietar lo más mínimo a unos hombres de negro que juegan de memoria y cuya rotación esta semana si fue más completa que jornadas atrás.

Mumbru se mostró imparable y tanto Bertans como Hannah anotaban con cierta fluidez mientras que Bogris y Hervelle hacían su trabajo en la zona.

Los dos últimos cuartos fueron los más tranquilos vividos en el Bilbao Arena en muchas jornadas. Campazzo hacia la guerra por su cuenta y Woods perdió fuelle, quedando solo Faverani como amenaza visitante.

Los hombres de negro solo tuvieron que gestionar la diferencia y hasta jugadores residuales como Todorovic y Mendía tuvieron sus momentos de gloria. (Ojo que Mendía, jugador en teoría solo por los cupos, cada vez que sale ayuda, e incluso supera, la aportación de un decepcionante Alex Suarez)

MVP para Alex Mumbrú, al que habría que empezar a pensar en dárselo a perpetuidad porque el equipo siempre gira en torno a él, y el nunca defrauda, superando cada semana al alero contrario sea quien sea.

90 – Dominion Bilbao Basket (28+21+19+22): Hannah (13), Bertans (11), Mumbrú (17), Alex Suárez (3) y Bogris (14) -cinco inicial-; Raúl López (4), Ruoff (3), Todorovic (12), Hervelle (9), Mendia (4) y Borg.

79 – UCAM Murcia (14+25+17+23): Campazzo (14), Kelati (3), Rojas, Antelo (9) y Faverani (19) -cinco inicial-, Cabezas (2), Wood (19), Radovic (6) y Lishchuk (7).

Página 1 de 3123