Unicaja 76 – Laboral Kutxa 74.

Los malagueños vencedores a los puntos en un mal partido

En un combate de boxeo, cuando ninguno de los contendientes consigue Knockear al otro, ya sea por respeto entre ambos o por resistencia de uno de ellos, los jueces acaban resolviendo la incógnita dando puntos al de la esquina derecha y al situado en el vértice izquierdo.
En el baloncesto no cabe esa posibilidad, el que más anota, es el que se acaba llevando la victoria. El partido que el domingo nos ofrecieron tanto el Unicaja como el Laboral Kutxa, fue uno de esos partidos en los que a su término, acaba ganando el que más golpes da, y los malagueños, dieron más. Aún así, fue un encuentro malo de solemnidad, probablemente porque, debido a las circunstancias, los dos contendientes mostraron mucho respeto el uno por el otro, tanto que ninguno de ellos fue capaz de realizar el juego al que últimamente nos tienen acostumbrados. Unicaja como líder sólido de la liga da respeto y más jugando en su casa, el mismo respeto que últimamente esta dando el Laboral Kutxa por su mejora en el juego y sus últimas actuaciones.
Salieron muy nerviosos los dos equipos, como tanteándose pero si llegar a propinar “derechazos” claros que llegaran a su rival. Esta circunstancia hacía que en 5 minutos del primer “round” el resultado fuera más de un partido de fútbol que de baloncesto. Primaban los errores en ataque y el cuerpo a cuerpo defensivo, por lo que en el ecuador del cuarto el resultado era un “fulbolístico” 1-4. Sólo la salida de un peso pesado como Fran Vazquez, hizo que, con 6 puntos consecutivos, la balanza se inclinara hacia el conjunto costasoleño. Con su aportación y la de Vasileiadis, los locales endosaban un 8-0 de parcial que ponía el luminoso en un 9-4. Begic cortaba esa pequeña “sangría” con una canasta marca de la casa, pero los visitantes no acababan de encontrarse cómodos ante la defensa local. Perdían muchos balones, hasta 5 en este periodo, y no atinaban con el tiro. Aún así, conseguían terminar los primeros 10 minutos con un 18-14 que para como estaban jugando, no era tal mal resultado. Como curiosidad, decir que en los segundos 5 minutos de este cuarto el Unicaja metió 17 puntos y el Laboral Kutxa 10, nada que ver con el 1-4 anteriormente citado.
En el segundo round, el Baskonia comenzó dando primero con un triple de Fernando San Emeterio, pero Kuzmiskas, un peso medio que día a día se esta convirtiendo en un peso pesado, anotaba 6 puntos seguidos,entre ellos un mate espectacular, que hacía que los de Joan Plaza se fueran 7 arriba. Granger también ayudaba a ampliar la renta hasta los 9 con un robo y canasta posterior. 1415_UNI-LBO (2)
En el minuto 3 salía al ring el hijo pródigo malagueño, el recién incorporado Germán Gabriel, que no tardaría en anotar su primera canasta, de esta temporada,al servicio de su equipo del alma.1415_UNI-LBO (1)
Pero, aunque podía dar esa sensación, los visitantes todavía no estaban knockeados y entre Iverson , Hansbrough y Shengalia, endosaban un 0-8 de parcial que daba vidilla a los de Ibón Navarro.
Al descanso, los dos púgiles, se iban a vestuarios con un 40-37 en el marcador que dejaba todo abierto para el segundo periodo.
A la reanudación todo parecía igual que al principio, mucha defensa por parte de los dos pero poco, muy poco, ataque y poco, muy poco, baloncesto. Tres minutos largos tardó Tillie por parte baskonista en anotar la primera canasta del tercer cuarto y tras él Bertans ponía, por primera vez desde el 1-2 inicial, a los vitorianos por delante en el marcador (40-41 min 4). Pero ahí se quedó la reacción visitante. Granger volvió a coger la manija del encuentro y con dos puntos hacía que los locales volvieran a recuperar el liderato en el luminoso. Tras un intercambio de golpes en los que ninguno de los dos acababa de hacer daño al otro, terminaban lo primeros 30 minutos con un 52-47.
El último cuarto no tuvo mucha historia. Unicaja llegaría a coger 11 puntos de ventaja (68-57) que tal y como estaban jugando los visitantes, parecía cómoda y definitiva. Sólo una tímida reacción liderada por James, Iverson y Causeur, en la que el parcial fue 0-7 (68-64 a 2 minutos del final) hacía parecer que el final sería emocionante e incluso que se podría, como mínimo, llegar a la prórroga. Pero nada más lejos de la realidad. El Baskonia volvía a perder su enésimo balón y su enésima oportunidad de ponerse por delante, lo que aprovechó muy bien Granger para que su equipo no sufriera en los últimos segundos. Adams y James, por parte visitante, con sendos triples cada uno, hacían que la diferencia al final fuera sólo de 2 puntos a favor de los malagueños, que mantienen su liderato y hacen que el Laboral Kutxa siga sin saber lo que es saborear las mieles del triunfo lejos de Vitoria. Al final , ganó el menos malo.

76 – Unicaja (18+22+12+24): Granger (15), Suárez (-), Toolson (-), Thomas (-), Golubovic (4)- cinco inicial- Gabriel (2), Markovic (1), Vasileiadis (8), Kuzminskas (17), Vázquez (16), Stefansson (4) y Green (9).

74 – Laboral Kutxa Baskonia (14+23+10+27): James (7), Causeur (4), Bertans (5), Shengelia (7), Iverson (12)- cinco inicial- Adams (13), Tillie (6), Begic (3), San Emeterio (11) y Hansbrough (6).

LOS DESTACADOS

UNICAJA MÁLAGA

Máximo anotador : Kuzminkas (17 puntos)

Máximo reboteador : Carlos Suarez, Jayson Granger y Fran Vazquez (4 rebotes)

Máximo asistente : Jayson Granger (7 asistencias)

Mayor valoración : Kuzminskas (19 val)

LABORAL KUTXA BASKONIA

Máximo anotador : Darius Adams (13 ptos)

Máximo reboteador : Colton Iverson (7 Reb, 4 Deff + 3 Off)

Máximo asistente : Darius Adams, Mike James y Fernando San Emeterio (3 asist)

Mayor valoración : Colton Iverson y Fernando San Emeterio (13 val)

SALA DE PRENSA

Joan Plaza (Unicaja de Málaga)

Contentos por ganar a un Laboral Kutxa sobre todo por el momento en el que están, demostrando que están mejorando y que van a volver a estar dónde estaban
Contentos porque hemos sabido leer el tipo de partido, saber que tipo de partido queríamos y que tipo de partido no queríamos.
Tenemos tensión por querer mantener el liderato y mis jugadores lo están llevando bien. Tenemos que seguir creciendo como equipo. Estamos concentrados en mejorar el proceso que nos ha traído hasta aquí.
Hemos estado muy intensos y serios. Hemos defendido a un buen nivel.
Esta semana vamos a intentar ganar el viernes el partido de Euroliga. Un partido que creo que nos merecemos ganar. De la Euroliga si nos sacan, nos van a sacar a patadas.
A German Gabriel lo vamos a adaptar muy rápido, el quiere estar aquí. A día de hoy, y empezó el Sábado, creo que se sabe todos los sistema. Puede ayudar mucho a sus compañeros.

Ibón Navarro (Laboral Kutxa Baskonia)

Las cosas que queríamos controlar que era su porcentaje de tres puntos y su fuerza en el rebote lo hemos controlado bien. Pero hemos cometido muchos errores en defensa y no hemos sabido atacar en momentos claves.
Les hemos dejado anotar 10-15 puntos que teníamos hablado que no podían anotar.
Contra un equipo como Unicaja en el que tienes que controlar su rebote ofensivo, te cuesta más correr. Es un equipo que niega el juego sobre tu base y hemos sufrido cuando hemos tenido que organizar el juego de otra forma. Son cosas que tenemos que ir trabajando
El acierto para nosotros es importante pero Unicaja también hace cosas para que el porcentaje de tiro no sea bueno.
La sensación que tenemos es que hemos tenido una buena oportunidad para ganar pero hemos cometido errores muy tontos. Son pequeñas cosas que al final, en un partido como este, deciden.